miércoles, 21 de junio de 2017

CAAM: El libro digital interactivo a través de una aplicación móvil. Resultados finales

En las dos entradas anteriores comentamos que el CAAM (curso abierto a través de una aplicación móvil) estuvo enfocado a la creación de un libro digital distribuido mediante una App. En la primerade las entradas explicamos la organización del diseño instruccional, desde la detección de las características generales de los posibles matriculados, hasta la determinación de métodos, medios y la evaluación del curso.

El CAAM se inscribe dentro de un curso no formal, abierto, masivo, en línea y con el empleo de una aplicación móvil. La razón de este tipo de forma de organización es la de contribuir a la construcción y reconstrucción del sistema personal de aprendizaje de cada individuo.

En el segundo comentario nos detuvimos en el análisis de los medios y la evaluación del curso, para los interesados en obtener el certificado de participación que otorga nuestra Universidad.

En el comentario actual abordamos los resultados del curso, tomando en cuenta la valoración realizada en la encuesta de conclusión que forma parte de la metodología creada para el desarrollo del CAAM. A lo anterior unimos la evaluación a las Apps desarrolladas en el corto tiempo del curso.

Como mencionamos al finalizar el curso aplicamos una encuesta de valoración de la metodología empleada. Como en casi todos los cursos abiertos existe una diferencia entre los que terminan y los que ingresan. Esta diferencia también estuvo presente en nuestro curso. La inscripción inicial fue de 515 personas procedentes de unos 22 países. Es una cifra aceptable, tomando en cuenta que nuestra divulgación se realiza mediante redes sociales y de manera personal en espacios de trabajo universitario.

La cifra anterior proviene de la cantidad de personas que respondieron la encuesta indagatoria, datos que fueron discutidos en los dos comentarios anteriores. Una vez que se concluía con las preguntas, los encuestados tenían acceso a una página en la que se pedía su inscripción a un grupo de Facebook, que tuvo por objetivo servir de puente entre los contenidos tratados en la App y las interacciones con todos los participantes. En este caso nos percatamos que no todos leían esa página y por ende no se enteraban del grupo en Facebook. Nuestro equipo de trabajo llegó a la conclusión que es preferible colocar una pregunta donde se advierta de la necesidad de la inscripción a dicho grupo y no dejarlo en otra página de la encuesta.

Otra forma que empleamos para comunicar las instrucciones para iniciar el CAAM fue por medio de las direcciones de correo electrónico, a las que después enviamos un mensaje con las instrucciones. Algunas de estas personas me comunicaron que no recibieron el mensaje, lo que indica que esta forma no siempre resulta exitosa. Conocemos que algunos correos pasan directamente a la bandeja de spam y otros son olvidados en la bandeja de entrada. A esto se une que algunas veces las direcciones no son escritas correctamente. Estas dificultades pueden ser las causas por las que al grupo de Facebook accedieron 400 participantes, es decir casi 8 de cada diez de los respondieron la encuesta indagatoria.

Otro dato a tomar en cuenta es que la aplicación del CAAM, fue descargada por la mitad de los inscritos en el grupo de Facebook antes citado. La mayoría de las descargas se realizaron en la primera semana del curso. Tomando en cuenta estos datos la población que tomó parte del curso fue de alrededor de 200 personas, las que llamaré como participantes activos y será la referencia para las conclusiones del curso.

De la cifra anterior de los participantes activos recibimos 50 aplicaciones para ser evaluadas con el objetivo de obtener el certificado de participación en el CAAM. A este grupo lo consideramos como los que concluyeron el curso. Este valor representa la cuarta parte de los participantes activos en el curso. En los distintos Mooc y Wooc que antes realizamos la cifra de los concluyeron estuvo entre uno de cada diez participantes. Pero en el CAAM la cantidad de los que concluyeron se cuadriplica, es decir cuatro de cada diez. Este dato puede demostrar la importancia que los participantes le confieren al curso.

Los resultados de la encuesta de conclusión.

Un componente importante del diseño instruccional del CAAM es recoger las opiniones de los que concluyen el curso. En esta ocasión la indagación contó con siete preguntas, dos de ellas de carácter abierto. Las tres primeras dirigidas a la valoración personal de la aplicación creada.

En la primera de estas se destaca que la mayoría considera que su aplicación se evalúa entre buena y muy buena, tal y como muestra la gráfica.


La siguiente pregunta de la encuesta final estuvo dirigida a verificar si los participantes están dispuestos a mejorar su aplicación. Como se muestra en la siguiente imagen casi la mayoría manifestó su interés por mejorarla. Esto puede ser interpretado como la necesidad de perfeccionar su trabajo, crear otras aplicaciones y en sentido general ratifica la utilidad del curso. Varios profesores de nuestra Universidad manifestaron personalmente el interés en mejorar su aplicación y crear otras.


La tercera pregunta fue orientada a indagar de manera abierta sobre el empleo de su aplicación. La mayoría de las respuestas se refieren a un uso vinculado a la docencia, principalmente como libro de texto. 

La segunda parte de la encuesta se enfocó en la valoración del curso, desde los recursos empleados hasta la metodología desarrollada. En relación a los medios utilizados, se contó con la aplicación, que fue el centro del trabajo, las guías de estudio, los videos y el grupo de Facebook. Las respuestas ubicaron como el medio de mayor utilidad la aplicación y fueron en descenso hasta el grupo de Facebook, como se aprecia en la imagen.



La función del grupo en Facebook estuvo dirigida a convertirse en un espacio de discusión y comentarios. Esto con el objetivo de no crear en la aplicación, un chat que pudiera llegar a ser agotador para todos los participantes. De igual modo consideramos no necesario crear un grupo en WhatsApp, que se enfrentaría a los mismos problemas que en un chat en la App. No obstante debemos analizar detenidamente las formas de discusión en los siguientes CAAM.

La siguiente pregunta de la encuesta de conclusión se enfocó en la valoración de la metodología seguida en el CAAM. Los resultados se observan en la imagen a continuación.

Aún cuando la mayoría de las respuestas valora positivamente la metodología, consideramos que queda un camino por recorrer en la mejora y perfeccionamiento de la misma. 

La sexta pregunta evaluaba los elementos negativos de esta metodología 
 
Como se aprecia la mayoría no encontró elementos negativos en la metodología, mientras que una minoría se refirió a compleja, confusa, rígida y otros criterios que se pueden leer en la imagen. En sentido general nos satisface este tipo de valoración, pero eso no significa que no mejoremos la metodología para los siguientes cursos con aplicaciones.

La penúltima pregunta indagó por el grado de cumplimiento de los objetivos del curso. La imagen muestra el resultado. La totalidad estuvo de acuerdo con el cumplimiento de estos objetivos.


La última pregunta de carácter abierto solicitó a los participantes que dejaran algún comentario para el equipo de trabajo. La nube de palabras recoge las respuestas de dicha pregunta.

En general nuestro equipo de trabajo se siente muy agradecido por las opiniones expresadas tanto en la encuesta que analizamos, como en el grupo de Facebook, además de los comentarios personales de varios de los participantes.

Nuestro primer CAAM significó un arduo trabajo, pero en los siguientes mejoraremos el diseño, creando así una metodología propia para el desarrollo de cursos abiertos a través de una aplicación móvil. Los esperamos en los próximos cursos abiertos mediante aplicaciones móviles. 

domingo, 4 de junio de 2017

CAAM: El libro digital interactivo a través de una aplicación móvil. Su diseño instruccional (2)

En el comentario anterior señalamos que el CAAM (curso abierto a través de una aplicación móvil) estuvo enfocado a la creación de un libro digital distribuido mediante una App. En aquella entrada comentamos que el diseño instruccional se dividió en tres etapas: metodológica, operativa y evaluativa.

En la etapa metodológica se determinó el objetivo del curso, tomando en cuenta los destinatarios, además de proceder a seleccionar métodos, formas de evaluación y los medios o recursos. En el CAAM se trabajó con tres diferentes tipos de medios; la aplicación móvil que actúa como el elemento central, los videos y las guías de estudio. 

Para la elaboración de estos recursos se considera el tipo de medio, la cantidad, variedad e intensidad de la información que puede trasmitir, los principios del diseño, la importancia de los signos y símbolos y en especial el papel de los medios dentro del sistema personal de aprendizaje del individuo. Los medios elaborados se someten a una evaluación previa donde son revisados varias veces por el equipo y por personas ajenas a la organización del curso. La aplicación centro del curso, tiene un carácter innovador al convertir el dispositivo móvil como un elemento de aprendizaje. Sobre esta aplicación comentaremos en otras entradas del blog.

A la par que se trabajaba en los medios, se procedió al desarrollo de la segunda área del diseño instruccional. La etapa operativa incluye las tareas de informar sobre el CAAM, distribuir invitaciones y controlar la matrícula. Para la divulgación además de materiales impresos, difusión en redes sociales se elaboró un mural interactivo que se puede leer tanto en el celular como en una computadora.  

El tercer y último paso en el diseño es la evaluación del curso que se extiende desde la ejecución hasta su cierre y análisis de los resultados del curso que se extendió durante tres semanas, la última para la recepción de las evaluaciones. Esta etapa concluye con el análisis de los resultados, la mejora del actual curso para próximas ediciones, la publicación de artículos y la presentación en congresos y eventos científicos. En esta oportunidad el curso es parte del trabajo final de grado de dos estudiantes para obtener el título de Licenciatura en Educación, por lo que la culminación será en el momento que defiendan estos resultados en el tribunal de grado de nuestra Facultad.

Como aún no cierra la fecha para la recepción de las evaluaciones, no podemos comentar sobre este elemento ni tampoco analizar las opiniones de los participantes sobre el desarrollo del CAAM. Pero queda un componente del diseño que no se analizó con anterioridad y es el objetivo del curso.

El curso tuvo como objetivo elaborar un libro de texto multimedia e interactivo a través de una aplicación móvil. La encuesta indagatoria, a la que hicimos referencia en la anterior entrada, también preguntó sobre el empleo de los libros de texto.

Una de las preguntas estuvo dirigida a determinar el grado de uso de los libros de texto. La imagen muestra las respuestas donde 6 de cada diez emplea este tipo de medio.
Pregunta de la encuesta indagatoria

Otra pregunta indagó sobre el formato de los textos más empleados. La respuesta revela que 6 de cada 10 encuestados emplea una combinación de formatos, entre el impreso y el digital.
Pregunta de la encuesta indagatoria

Los resultados de las dos respuestas anteriores ratificaron parte del objetivo propuesto para el CAAM dirigido a la creación de libros digitales. Pero las respuestas a las preguntas 3 y 5 de la encuesta ratificaron por completo el objetivo del curso.

La pregunta 3 recolectó información acerca de la utilidad del celular en la actividad de aprendizaje. Los valores entre 4 y 5 de la escala se refieren a útil y muy útil. La mayoría de los participantes reconocen las ventajas de este medio, como puede ser apreciado en la imagen.
Pregunta de la encuesta indagatoria

La quinta pregunta se dirigió al centro del CAAM: la utilidad de emplear libros digitales a través de aplicaciones móviles. Al igual que la pregunta anterior se usó una escala lineal donde 1 es poco útil y el 5 muy útil. Como muestra la imagen la mayoría de los participantes considera muy  útil la creación de aplicaciones móviles dirigidas a los libros de texto.


Los resultados de la encuesta indagatoria ratificaron la correcta determinación del objetivo de nuestro CAAM. 

En la última etapa del diseño dirigida a la evaluación, nos resta tanto revisar las aplicaciones creadas por los participantes, como la evaluación del CAAM, mediante una encuesta, cuyos resultados daremos a conocer próximamente. 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...